Cafetera profesional

Cafetera profesional

La cafetera profesional se puede encontrar en el mercado en una gran variedad de marcas y modelos. Tienen funciones avanzadas combinadas con la mejor tecnología que permiten preparar deliciosos cafés.

 

 Una máquina de café profesional es esencial en cualquier establecimiento hostelero, por lo que elegir el modelo que más se adapte a las necesidades del negocio es vital. 

 

Cafetera bar

La cafetera profesional para bar está diseñada para un uso continuado y soportar grandes cantidades de trabajo a diario. Estas máquinas están elaboradas para un uso profesional como en hoteles, bares o restaurantes.

 

Están compuestas por diferentes materiales, como bronce, acero inoxidable y cobre, entre otros. También las hay de diferentes marcas, tamaños y medidas.

 

Existen dos tipos diferentes de cafeteras de bar dependiendo del tipo de funcionamiento que deseemos:

 

 

  • Automáticas

 

Las cafeteras automáticas elaboran todo el proceso de extracción de forma automatizada. Tienen programada la cantidad de agua que utilizan, por lo que solo hay que activar el proceso de extracción. 

 

Este tipo de cafetera es más fácil de usar y el café se elabora con mayor consistencia.

 

 

  • Semiautomáticas

 

Las cafeteras bar semiautomáticas tienen casi todas funciones automatizadas, pero ofrece la oportunidad de controlar algunas manualmente como, por ejemplo: el tiempo de extracción, la cantidad de agua o la presión.

¿Cómo limpiar una cafetera de bar?

Limpiar una cafetera de bar con regularidad y de forma correcta ayuda a prolongar la vida útil y evitar averías. El momento recomendado para hacerlo es al final del día cuando ya no se va a utilizar más. Aunque tiene unas partes como el vaporizador de leche que debe limpiarse después de cada uso con un paño húmedo. 

 

Para obtener una buena limpieza de tu cafetera debes comenzar a eliminar todo lo que haya podido quedar en los conductos. Esto lo puedes hacer pasando el agua por el grupo de café, de la misma forma cuando se está preparando una taza.

Después debes colocar en el porta-filtro unas gotas de un producto de limpieza especial para cafeteras. A continuación, engancha el brazo a la máquina y mantenla encendida durante cinco segundos.

Lo siguiente que debes hacer es encender y apagar la cafetera aproximadamente tres veces. Limpia con agua caliente la rejilla y la bandeja. Suelta el grupo de café y con un cepillo elimina los posibles residuos que haya podido quedar.

 

A continuación, desenrosca el calentador para quitar los restos de leche del interior, para ello los sumerges en agua caliente. Todo este proceso permitirá que la máquina continúe preparando un café de calidad durante mucho tiempo.